Talmud de Babilonia

      No hay comentarios en Talmud de Babilonia
Pablo Cuneo
Talmud de Babilonia
Algunos de los tomos que forman parte de la monumental edición bilingüe arameo – español del Talmud de Babilonia que comenzó a editar en 1964 Abraham Weiss fundador de Acervo Cultural Editores y que tengo en una de mis bibliotecas. Está basada en la edición canónica hecha en 1886 en Vilna. La edición consta de 26 volúmenes.
La primera edicion completa del Talmud de Babilonia, así como el de Jerusalem, fue realizada en Venecia entre los años 1520 y 1523 por el impresor cristiano Daniel Bomberg (1483 – 1549), quien fue el primer impresor no judío de libros en hebreo. Bomberg conoció a Felix Pratensis (Felice da Prato), un fraile agustino que se convirtió al judaísmo, y que parece ser que fue quien animó a Bomberg a imprimir libros en hebreo. Además del Talmud Bomberg imprimió decenas de libros en hebreo, La Biblia en su edición masorética con el Targum y con los comentarios de Rashi, de Abraham ibn Ezra, múltiples comentarios rabínicos, Guía de los perplejos de Maimónides y otros muchos autores. Para ello contó con la participación de rabinos, eruditos y apóstatas que estuvieron a su cargo.
El diseño del Talmud con su paginación publicado por Bomberg resultó ser el modelo con el que se siguió imprimiendo a lo largo de los siglos. También se le deben la división en capítulos y la numeración de versículos de la Biblia.
El Talmud ha sobrevivido a lo largo de los siglos a la quema y persecuciones de las autoridades eclesiásticas, fue quemado en público en París el 17 de junio de 1242 siendo destruidos cientos de manuscritos. El 12 de agosto de 1553, el papa Julio III mandó confiscar y quemar todos los ejemplares del Talmud en Italia, en las ciudades bajo su potestad, el decreto se ejecutó el 9 de septiembre de 1553 (cuando se celebraba Rosh Hashana).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.