Interrogantes: más impuestos o menos gasto público

Interrogantes: más impuestos o menos gasto público

Cr. Isaac Markus

 

La economía está lejos de ser una ciencia exacta. La inmensa mayoría de quienes votan en una elección están obligados a elegir entre alternativas de políticas económicas de cuyos verdaderos alcances carecen de conocimientos e información para optar entre ellas. Lo particular del asunto es que ni siquiera los que han sido doctorados en economía en las universidades del primer mundo pueden asegurar los resultados. Y no estamos hablando solamente de los vaivenes propios de un mundo cambiante y globalizado que distorsionan los resultados previstos. Estamos hablando de las limitaciones de la propia teoría económica que no permiten determinar las condiciones precisas en que los efectos de las políticas tendrán lugar.

Basándome en estas premisas, es que me propongo interrogarme, al menos en grandes titulos, sobre algunos temas que han inundado el espacio público en Uruguay en vísperas de las elecciones.  Me refiero a las dicotomías en las políticas económicas centradas en la reducción del gasto público o en el aumento de impuestos para combatir el excesivo déficit fiscal.

Recientemente leí “Problemas en el paraíso”, un libro de Slavo Zizek, un filósofo y sicólogo de cuño lacaniano y marxista, en el que hace referencia a algunos de estos temas económicos. Y más allá de mis discrepancias con muchos de sus planteos, hay algunos que me parecieron rescatables. Refiriéndose a la crisis económica de Grecia, sostiene que la receta impuesta a Grecia por la Comunidad Europea, consistente en una reducción del gasto para mejorar la situación fiscal no había dado el resultado previsto. La reducción del gasto produjo una disminución de la actividad y una merma de impuestos que terminó haciendo inefectiva la política adoptada. También cuestiona la exactitud de la “Curva de Laffer”, un desarrollo teórico que sostiene que existe un punto en el que el aumento de impuestos comienza a funcionar como un desincentivo, provocando la fuga de capitales y menores ingresos fiscales.

Estos comentarios de Zizek, fuertemente relacionados con una temática de primera relevancia en el  Uruguay actual, me inducen a plantearme  las siguientes  interrogantes:

¿Reducir el gasto público no generaría mayor desocupación y reducción de actividad?

¿En lugar de reducir el gasto nos sería más conveniente reorientarlo, reduciéndolo en la gran cantidad de sectores donde hay personal improductivo y aumentándolo donde hay sensibles carencias como en la educación y en la vivienda social?

¿Y si no estuviéramos aún en el punto de la curva de Laffer que ahuyenta a los inversores, no sería mejor aumentar moderadamente los impuestos para disminuir el déficit,  y reorientar el gasto, sin aumentarlo, dirigiéndolo hacia los gastos más necesarios para la mejora del tejido social que haga sostenible el desarrollo futuro?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.