Menu

Mucho más que falafel, hummus y pita: así es el panorama gastronómico actual de Jerusalén

Mucho más que falafel, hummus y pita: así es el panorama gastronómico actual de Jerusalén

Directo al Paladar- Carmen Tía Alía

 

Del CCIU





Cuando nos preguntan sobre la gastronomía de Israel es probable que lo primero que nos venga a la cabeza sea Yotam Ottolenghi, el popular chef israelí afincado en Londres, así como el falafel, el pita, el hummus y poco más. Pero la gastronomía de Israel es mucho más que esto y así lo he podido comprobar durante el viaje realizado al fascinante Jerusalén hace pocos meses.

Un viaje que me abrió los ojos en todos los sentidos y que supuso un cambio en mi visión del país y, más concretamente, de Jerusalem. Invitada a participar en el Festival Gastronómico Open Restaurants, mis miedos sobre la seguridad del lugar desaparecieron rápido. Si bien no se puede obviar el panorama político del país, en ningún momento me sentí insegura, más bien lo contrario. El ambiente que se respira en la ciudad es relajado, calmado y tranquilo.

¿Cómo ha evolucionado la gastronomía en Israel?

Mercado

Jerusalén es punto de encuentro entre oriente y occidente, de reunión entre el viejo y el nuevo mundo. Un lugar de inspiración e innovación donde se respira historia detrás de cada esquina y debajo de cada piedra. Es una ciudad con un patrimonio y bagaje cultural profundamente ricos. Un lugar magnético, enriquecedor y fascinante, en todos los campos.

Para entender el panorama gastronómico actual de Jerusalén es necesario tener en cuenta primero la realidad del país. La gastronomía de Israel es rica y sorprendente. Las religiones judía e islámica influyen mucho en ella, pero no la limitan con sus prohibiciones sino todo lo contrario, la enriquecen. El hecho de no poder comer ciertos alimentos provoca búsqueda de alternativas sabrosas y abre un abanico de posibilidades que no existirían de no ser por estas limitaciones.

Ensaladas De Hierbas

Una hermosa definición de la cocina israelí es la que utiliza el chef y empresario israelí Michael Katz, a quien tuve la fortuna de conocer en este viaje. Para Katz Israel es un país de inmigración en cuya cocina intervienen tres factores:

El factor “judío”. Judíos procedentes de todo el mundo que regresan a Israel y aportan técnicas, sabores y maneras de entender la cocina de Europa, oriental y occidental, de los países mediterráneos y de Oriente Medio.

El factor “vecinal”. Sabores y técnicas de los países árabes que atraviesan fronteras y se cuelan en la cocina israelí, a la que también llegan mediante la población árabe residente en el país.

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba