Menu

La Suprema Corte americana hace frente a fallos que dividen a los judíos.

La Suprema Corte americana hace frente a fallos que dividen a los judíos.

 

 

JTA

La Corte Suprema de EEUU está nuevamente en sesión con un tribunal completo de nueve  miembros, por lo que espera más decisiones trascendentales después de casi un año de inactividad.

Ahora que el tribunal superior está de vuelta integro- cuatro liberales sólidos, cuatro conservadores sólidos y un vacilante conservador - esperan que todos los ojos se centren en el imprevisible Anthony Kennedy y después de una temporada relativamente tranquila, debido a la ausencia de un noveno integrante  después de la muerte en febrero de 2016 de Antonin Scalia, un icono conservador, los grupos judíos también están en alerta. El nuevo juez, Neil Gorsuch, parece estar cayendo cómodamente en la ranura de Scalia.

 Marc Stern es el abogado general del Comité Judío Americano. Dijo que en la actualidad se examina mejor el pasado de los jueces  y las sorpresas son mucho menos probables.

 El regreso a una mayoría conservadora, con un voto ocasional de Kennedy, preocupa a los grupos judíos liberales  , especialmente en el caso de un panadero que se negó a venderle un pastel de bodas a una pareja gay. Los grupos de por las  libertades civiles también están observando de cerca un caso de lo que ven como gerrymandering  en Wisconsin.

Aquí está una mirada a algunos de los casos.  

Masterpiece Cakeshop, Ltd. c. Comisión de Derechos Civiles de Colorado

Jack Phillips, un panadero de Colorado, se negó a hornear un pastel de bodas para Charlie Craig y David Mullins en 2012, diciendo que hacerlo violaría sus creencias religiosas. La pareja lo llevó a la Comisión de Derechos Civiles del estado, que dictaminó que no podía rechazar a las parejas homosexuales. Un tribunal estatal confirmó el fallo; ahora está en la Corte Suprema. El mes pasado, un prominente aliado se unió a Phillips: la administración Trump.

Los grupos judíos están presentando escritos  coadyuvantes a ambas partes. Una serie de grupos ortodoxos que están al lado de Phillips. La Liga Anti-Difamación y el movimiento Reformista están de parte de la pareja.

ADL ya ha participado en el caso a nivel estatal. En una declaración a JTA, el grupo dijo que instó a la corte a "rechazar los argumentos de que la desaprobación religiosa o moral es base legítima para la discriminación contra los grupos minoritarios".

La Comisión Nacional Judía de Derecho y Asuntos Públicos, un grupo dirigido por   padre e hija  Nathan y Alyza Lewin, que a menudo representa a grupos ortodoxos, está apoyando al panadero. Cita en su alegato prohibiciones talmúdicas de ayudar a otros en la realización de "avodah zarah", o actos prohibidos.

"El deber personal de evitar la participación significativa en el comportamiento religioso prohibido de otra persona es, bajo la ley judía, una obligación primaria y no meramente una forma de observancia secundaria", dice el documento.

Agudath Israel de América, que firmó con el escrito de los Lewins, presentó sus propios escritos en una reflexión de la importancia del caso para los ortodoxos.

"Para una comunidad de minorías religiosas, el caso de Masterpiece es un gran caso", dijo Nathan Diament, director de Washington para la Unión Ortodoxa, que se presentó otro escrito. "Hay una manera de equilibrar la libertad religiosa y los derechos LGBT que no tiene que terminar en guerras culturales".

Los alegatos orales  aún no han tenido lugar, por lo que puede ser demasiado pronto para especular sobre cómo  votará el tribunal. Una pista posible: Kennedy redactó la decisión de 2015  admitió el matrimonio gay.

Gill v. Whitford refiere a la distribución de distritos electorales que podría acarrear un crecimiento de los representantes conservadores.  

 Asistencia Internacional para Refugiados vs. Trump

 Este caso se dirige a   dos órdenes ejecutivas del presidente Donald Trump de principios de este año, imponiendo una prohibición temporal de entrada a los refugiados y a los ciudadanos de seis países de mayoría musulmana. Trump en septiembre agregó a Venezuela y a Corea del Norte - países no musulmanes - en la prohibición de viajar. Eso llevó al tribunal a retirar el caso de su estudio y a pedirle a los litigantes que consideren si el caso  es de cuestiones religiosas. 

 El gobierno está argumentando que el caso ya no es relevante. Los demandantes -incluyendo HIAS, el principal grupo de defensa de la inmigración en la comunidad judía- dicen que todavía quieren que su caso se presente ante los tribunales, argumentando que incluso si la discriminación religiosa ya no es el tema, la situación de los refugiados sigue siendo muy relevante.

 En un escrito  coadyuvante presentado ante la corte del caso, la ADL, el movimiento Reformista y el Consejo Judío para Asuntos Públicos, el organismo paraguas de los grupos de políticas públicas judías,  emprendieron la defensa de los refugiados citando los trágicos resultados de los judíos europeos que fueron rechazados antes del Holocausto. "Dimos la espalda al St. Louis, un barco con casi 1.000 judíos que huían de la Alemania nazi, condenando a cientos de ellos a morir; aprobamos leyes que abiertamente excluían y discriminaban a los chinos; y reunimos a más de 100.000 japoneses norteamericanos y los internamos en campos de prisioneros en la década de 1940 ", dice el documento. "En cada caso, cuando más tarde nos dimos cuenta de que nos habíamos desviado de nuestros principios, no quedaron personas con quien disculparnos.  

 

 

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba