Menu

Las espías en jefe.

Las espías en jefe.

AURORA

El Instituto Israelí de Inteligencia y Operaciones Especiales, más conocido como el Mossad, ha marcado recientemente un precedente histórico al nombrar dos mujeres como jefas de división simultáneamente por primera vez en los anales de las autoridades israelíes de seguridad, policía, inteligencia y defensa civil.


Las dos jefas de división recibieron rangos comparables al mayor-general de las Fuerzas de Defensa de Israel en su nombramiento.
La primera mujer, S., fue recientemente nombrada jefa de su división, con su colega Y. recibiendo un nombramiento similar poco después.
Y. sirvió en una serie de funciones, la mayoría de las cuales se encontraban en la división de recursos humanos del Mossad. Estos roles no deben tomarse a la ligera, ya que una agencia como el Mossad se basa en las habilidades de las personas que trabajan para ella, así como en su lealtad y dedicación a la organización.


De hecho, la división de recursos humanos del Mossad destruye el 95 por ciento de los solicitantes. Otros sistemas de monitoreo que opera examinan el desempeño de los empleados a lo largo de su carrera. Confundir equivocadamente a alguien en una organización tan sensible como el Mossad puede ser desastroso a nivel nacional.


S., por otra parte, se unió al Mossad en 1992, sirviendo inicialmente en su división de inteligencia, y trató asuntos relacionados con el terrorismo. Luego pasó al ala secreta de relaciones exteriores de la organización, Tevel, donde ocupó varios cargos y fue transferida a la división Tzomet (“Junction”), que recluta y dirige agentes de campo.


Estas promociones no fueron mera coincidencia. El Mossad fue la primera organización que integró a las mujeres en funciones operativas en la vanguardia de su mandato, sin excluir las de alto riesgo.


Al principio, las mujeres fueron reclutadas para dos alas: Caesarea -el ala de operaciones especiales que operaba especialmente en “países objetivo” (estados árabes e Irán) -y Keshet (“Arcoiris”), realizando vigilancia, escuchas telefónicas, incursiones, similares.
Keshet opera en grupos y siempre ha empleado a mujeres. Las razones para el servicio en la unidad eran prácticas: el movimiento de parejas de género mixto atrae menos sospechas que el de un grupo constituido únicamente por hombres y, lo que es más importante, las mujeres se encuentran simplemente superando a los hombres en varios campos operativos.


La edad media de reclutamiento para Keshet, por ejemplo, es significativamente menor para las mujeres en comparación con los hombres. “Son simplemente más maduras y expertas en el trabajo que los hombres de la misma edad”, dijo un alto funcionario del Mossad.
Por otra parte, la mujer que alcanzó la posición más alta en el Mossad hasta ahora, Aliza Magen-Halevi, lo hizo en la división de Tzomet, todavía casi exclusivamente dominada por hombres.


Magen-Halevi fue la primera mujer, hasta la fecha, en ocupar el cargo de jefa de una oficina de Tzomet (en un país de Europa) y luego jefe de la división de Recursos Humanos del Mossad y de su Dirección de Operaciones y luego sirvió como subdirectora del Mossad Shabtai Shavit y Danny Yatom. Otra mujer, Sima Shine, sirvió en altos cargos en las divisiones de inteligencia del Mossad e incluso encendió una antorcha en la ceremonia del Día de la Independencia de 2015, en representación de las mujeres que trabajaban para la agencia de inteligencia.Además de los nombramientos de S. y Y., el director del Mossad, Yossi Cohen, ordenó el nombramiento de varias mujeres para dirigir divisiones y unidades dentro de las divisiones de la organización, como parte de una campaña de igualdad de género en toda la organización.

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


Más en esta categoría: « 17mo. curso Talmud y Derecho.
volver arriba